Saltar al contenido

Cómo hacer fotografía boudoir con el móvil

La fiebre de este siglo XXI es la de gustar. El auge de las redes sociales y de lo audiovisual han hecho que nuestro bienestar y autoestima dependen mucho de los me gustas que recibimos.  A su vez, hay un elemento nuevo en nuestra sociedad, la liberación, sobre todo de la mujer y de su cuerpo.

Por ello la fotografía boudoir está cada vez más de moda. Y es que, este estilo tan sensual de fotografías favorece a todos los cuerpos y hará que la autoestima de la persona fotografiada suba de inmediato.

Ya sea para sorprender a tu pareja o para lucirte en las redes sociales, vamos a explicarte cómo hacer fotografías boudoir con el móvil.

¿Qué es la fotografía boudoir?

La fotografía boudoir se llama así porque en francés esta palabra significa la habitación en la que las mujeres de clase alta se bañaban y vestían, adyacente al dormitorio principal. Vamos, lo que hoy en día sería un baño con vestidor.

Como este lugar era tan íntimo para las mujeres, denominamos así esta modalidad fotográfica ya que se centra en revelar el lado más femenino, íntimo, elegante y sensual de una mujer. O de un hombre, porque la fotografía boudoir masculina está cada vez más de moda.

Este tipo de fotografía se realiza mucho en el norte de Europa y en Estados Unidos, de hecho, es muy común que las mujeres regalen a sus parejas un álbum con este tipo de fotos por sus aniversarios o por San Valentín. Contando, por supuesto, con un fotógrafo profesional, pero como los tiempos no están para eso, a continuación, te vamos a enseñar cómo hacer fotografías boudoir con tu móvil.

El estilo de las fotografías boudoir

El estilo predominante en las fotografías puedo ir es la sensualidad y la sutileza. Suelen realizarse en habitaciones cálidas y acogedoras pero sin mucha ornamentación, para que la figura de la mujer o del hombre destaque sobre el resto de elementos que componen la fotografía.

La sutileza ha de estar siempre presente, por eso las luces no serán muy directas ni muy fuertes sino que serán suaves y tenues, para crear un efecto más íntimo y sensual. Así, el contorno del sujeto fotografiado se verá nítido pero suavizado.

Y por supuesto, aunque la persona fotografiada esté en ropa interior o con poca ropa, no hay que caer en la chabacanería. Lo más importante es mantener la sensualidad y la elegancia, mostrar lo justo para dejar espacio a la imaginación. Siempre hay que ser respetuosos y no demasiado directos.

fotografía boudoir con el móvil

Fotografía boudoir: tutorial para hacerla con el móvil

Como ya hemos comentado, este estilo de fotografía cuida mucho de los pequeños detalles para obtener unos resultados mágicos en cada una de las fotos. Por lo tanto tendrás que estar muy pendiente de la luz, el ambiente y alguna serie de factores que te revelamos a continuación.

La naturalidad es un elemento muy importante en la fotografía boudoir. Lo más importante es captar gestos o movimientos que surgen en el momento, por eso los smartphone son unos instrumentos ideales para lograr esto, ya que nos permiten hacer un montón de fotografías de una manera muy simple, sin tener que cambiar apenas parámetros. Además de que son súper ligeros, por lo que tendremos una amplia manejabilidad y posibilidad de movimiento.

Por ello te recomendamos que no utilices trípode para hacer esta sesión fotográfica, sino que tengas el móvil en tu mano y te vayas moviendo con libertad. A no ser que la sesión te la vayas a realizar a ti mismo, algo completamente válido y entendible ya que puede dar un poco de vergüenza desnudarte ante un extraño. En este caso, sí que tendrás que utilizar un trípode, pero te recomendamos que te hagas con uno de estos trípodes para móviles que también incluyen un mando a distancia para realizar las fotos.

Así podrás hacer todas las fotos que quieras a distancia tan solo presionando un botón, sin tener que preocuparte por ir corriendo a poner el temporizador, con la pérdida de naturalidad y nervios que eso conlleva.

En cuanto a la luz y otros parámetros que tendrás que ajustar en la cámara, destacamos los siguientes:

  • Opta por una exposición baja y una luz natural. Lo mejor es realizar estas sesiones durante el día, para que la luz sea más sugerente, íntima y suave y solo tengas que bajar un poco la exposición de la cámara de tu móvil (en la mayoría de Smartphones esto se consigue pulsando sobre la pantalla con la app de la cámara abierta y deslizando el dedo hacia abajo); para conseguir un efecto más suavizado.
  • Si tu móvil cuenta con modo retrato, perfecto. Y este como estas fotografías tan tan íntimas y se centran en captar gestos y detalles del cuerpo, es ideal que el fondo esté desenfocado y la atención se centre plenamente en el sujeto ha fotografiado. Si no tienes un móvil de alta gama de última generación, siempre puedes tratar de mantener el enfoque centrado en el cuerpo de la persona. El fondo no se desenfoca del todo pero sí que tendrá un aspecto menos nítido. En definitiva, el truco consiste en mantener una distancia focal muy abierta para captar la suave luz existente y una reducida profundidad de campo para que el fondo esté difuminado y la protagonista sea la modelo.
  • El flash está totalmente prohibido. Y es que aunque este viene muy bien en determinados momentos, en la fotografía vulgar es un gran enemigo, ya que potencian las imperfecciones y muestra todo de una manera mucho más clara y directa. Es decir, totalmente el efecto contrario que queremos lograr.
  • Y en cuanto a qué fotografiar o qué encuadre realizar para obtener la mejor fotografía boudoir, te recomendamos que te centres en los primeros planos; ya que estos van a potenciar y a realzar la belleza de la anatomía femenina (o masculina si te decantas por la fotografía boudoir masculina). Al fin y al cabo este es el objetivo principal de este tipo de fotografías. Así puedes tomar primeros planos o fotos muy cercanas que se centran en el cabello, los labios, las curvas… En definitiva, las zonas femeninas más cargadas de sensualidad. Presta también especial atención a la mirada y asegúrate de que salga bien enfocada, ya que estas aportan muchísima fuerza a la fotografía.

Esperamos que estos trucos te hayan ayudado y que la cuestión sobre cómo hacer fotos boudoir haya quedado más que resuelta. Inténtalo, ya verás como tienes fotografías preciosas y muy íntimas que serán un gran recuerdo.